El encuentro congregó en Chile a especialistas internacionales y académicos quienes intercambiaron  experiencias y abordaron los principales desafíos para la especialidad.


Con cerca de 3 mil  asistentes y la presencia de especialistas de todo el mundo,  se realizó en Santiago la XVI Conferencia Mundial de Ingeniería Antisísmica, evento en el que participaron los profesores de la Facultad de Ingeniería y Ciencias  Gerardo Araya, PhD en Ingeniería Civil de la Universidad de  Stanford y Pablo Parra, PhD en Ingeniería Civil de la Universidad de California Berkeley.

El encuentro internacional, que este año tuvo como objetivo la instalación del concepto de resiliencia como cambio paradigmático en la especialidad, es la principal reunión a nivel mundial en materia de ingeniería sísmica y representa una instancia  donde la comunidad internacional de ingenieros, científicos y arquitectos pueden debatir e intercambiar conocimientos, ideas, resultados y experiencias.

Entre las áreas  temáticas que se abordaron en la conferencia se incluyeron: sismología ingenieril, tsunamis, ingeniería sísmica geotécnica, diseño de estructuras nuevas, evaluación y rehabilitación de estructuras existentes, infraestructura y líneas vitales, aspectos socio-económicos, prevención y administración de emergencias en grandes terremotos, y evaluación del riesgo urbano.

En este contexto, el profesor Araya  presentó el estudio: “Simplified methodology to estimate earthquake-induced expected life cycle cost of low rise steel buildings” donde se refirió el impacto de los daños sísmicos en estructuras y edificios con ciertas características, sus costos y la reducción de estos daños a futuro.

El área de investigación del profesor Araya es la ingeniería sísmica basada en desempeño, con énfasis en estimación de pérdidas económicas e impacto ambiental producto de  acciones sísmicas sobre edificios y diseño, y comportamiento sísmico de elementos no estructurales.

En 2015 fue convocado a formar parte del comité de expertos a cargo de elaborar una nueva norma nacional para el “Diseño Sísmico de Edificios” (NCh 433) cuyo objetivo es establecer las condiciones mínimas de diseño sísmico de obras de edificación para  evitar efectos similares a los del terremoto del 27 de febrero de 2010.

Por su parte, Pablo Parra presentó en la sesión especial “Reinforced and High Performance Concrete Structural Walls – Performance Issues, Modeling & Testing” el estudio: “Stability of slender wall boundaries under non-uniform strain profiles” el cual corresponde a un análisis en profundidad de fallas por inestabilidad lateral en muros esbeltos de hormigón armado durante terremotos de gran intensidad.

El área de investigación del profesor Parra es el comportamiento no lineal y diseño sísmico de estructuras de hormigón armado. Desde el 2016 forma parte del comité de elaboración de la nueva versión de la norma NCh 430, “Hormigón armado – Requisitos de diseño y cálculo”.

Sobre el evento

La XVI Conferencia Mundial de Ingeniería Sísmica fue desarrollada por la International Association for Earthquake Engineering (IAEE) en conjunto con la Asociación Chilena de Sismología e Ingeniería Antisísmica (Achisina) y en colaboración con la Asociación de Ingenieros Civiles Estructurales de Chile (AICE), el Departamento de Ingeniería Civil de la Universidad de Chile y otras instituciones educativas del país

Su primera versión tuvo lugar en 1956 y desde entonces  se realiza cada cuatro años. Esta es la segunda ocasión que se desarrolla  en Chile (la anterior fue en 1969).

Fuente: UAI e  Instituto de la Construcción